Casa en Vilanova i la Geltrú

Se trata de una vivienda unifamiliar de tres plantas, adosada a una medianera lateral. Una secuencia de dobles alturas permite conformar un único espacio familiar que liga las zonas de uso de día de cada planta. Dos escaleras lineales superpuestas se incorporan ligeramente al volumen general, sin alterar la percepción del espacio.
Toda la estructura sobre rasante está resuelta con madera contralaminada (CLT) y queda vista en el interior de la casa a la mayoría de los paramentos y techos. La solución del aislamiento de las fachadas y cubierta con fibras de madera sirve para conseguir la etiqueta energética A y que la calefacción de la casa se reduzca a una pequeña estufa de pellets. Desde fuera, la vivienda está acabada con mortero de silicato y madera termotratada.